La FMC solicita la simplificación de los trámites para la utilización del superávit

30 de Diciembre de 2016 a las 12:32
Versión para impresiónEnviar a un amigo

También se insta la modificación de la cuantía del techo de gasto en función de los ingresos reales obtenidos durante el año

La Comisión Ejecutiva de la FMC ha aprobado una resolución instando al Gobierno de España a modificar la legislación estatal de forma que se autorice a los ayuntamientos con remanente positivo de tesorería al cierre del ejercicio 2016 a su utilización en el año 2017 en políticas de empleo y sociales, además de las ya recogidas en el Real Decreto-Ley 2/2014, definidas como inversiones financieramente sostenibles. Asimismo se solicita que se efectúen las modificaciones legislativas oportunas para simplificar los trámites necesarios para su utilización, otorgando más autonomía a los ayuntamientos con estabilidad presupuestaria y prestando especial atención a las dificultades para su tramitación de los municipios más pequeños. Por último se pide que se autorice a los municipios a modificar la cuantía de techo de gasto en función de los ingresos reales que se obtengan durante el año, dado que hay anualidades en que éstas son mayores y eso repercute de manera directa en las posibilidades de gasto del consistorio. Este acuerdo se ha enviado al Gobierno de España, a los grupos parlamentarios en el Congreso de los Diputados, a las federaciones territoriales y a la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), que ya lo ha planteado en las distintas reuniones de la Comisión Nacional de Administración Local (CNAL), especialmente en la última, celebrada el pasado día 30 de noviembre. Estas peticiones están basadas en que ha quedado demostrado que la Administración local no es la responsable del déficit del Estado español. De hecho la situación económica de la mayor parte de los ayuntamientos de Cantabria a lo largo de estos últimos años ha estado condicionada por la austeridad en el gasto y el esfuerzo para alcanzar unas cuentas saneadas, disfrutar de una situación económica estable y con superávit. No obstante, con la actual normativa, a pesar de esta solvencia económica, se da la paradoja de que un ayuntamiento que ha cumplido con las obligaciones establecidas por la Ley de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera está imposibilitado para poder desarrollar políticas inversoras que respondan a las necesidades de sus vecinos en políticas de empleo y sociales, sin poder disponer del dinero ahorrado.

La FMC solicita la simplificación de los trámites para la utilización del superávit